El 3 de enero en el Congreso Nacional y especialmente en la comisión de agricultura habló De L’Herbe sobre los posibles incendios que podrían ocurrir en la zona centro-sur del país, pero al parecer los parlamentarios y el ejecutivo no tomaron en cuenta el diagnóstico del experto en gestión de emergencias y el 18 de ese mismo mes se concretó la ya tan anunciada tragedia. Es por ello que Citoyens 102.5 FM, conversó con Michel De L´Herbe, sobre los mega-incendios recientes y comentó su mirada profesional frente a la catástrofe.

Este personaje se ha transformado en los últimos años en el referente de las emergencias en el país, lo vemos siempre en los noticieros dando ‘cuñas’ sobre ciertos hechos ocurridos una vez que ya se consumaron los siniestros. De L´Herbe ganó en el año 2005 un cupo en la Academia de Bomberos remunerada de Chesterfield, Virginia, Estados Unidos, y llegó a Chile en ese mismo año para desarrollar una sistema de gestión de emergencias local. Su objetivo en la comisión del Congreso fue justamente para dar cuenta de los hechos que podrían ocurrir si no se prevenía a tiempo, pero en esa oportunidad no asistieron dos directores de las instituciones que están a cargo de las emergencias en el país, ONEMI y CONAF. Finalmente, a mediados de enero se da la primera alarma y se genera la catástrofe que tuvo un costo de 17 mil millones de pesos para las arcas públicas.

‘El hombre emergencia’ fue invitado a la Cámara de Diputados para exponer sobre su propuesta en materia de políticas públicas para la prevención y combate de incendios forestales. Allí anticipó la inminencia de los siniestros y que dejarían varias viviendas y familias afectadas. Se podría decir que fue premonitorio.

La primera advertencia fue que la temporada 2017 sería altamente destructiva en materia de incendios forestales. Un segundo aviso fue sobre la afectación a la comunidad en pérdidas materiales por la interfaz urbano-forestal o cercanía de lugares rurales con la ciudad, lo que originaría que muchas casas se quemaran. El aumento en la accidentabilidad fue otro de los puntos que expuso. Actualmente, el avión con mayor capacidad de agua que tiene la Corporación Nacional Forestal (Conaf), es un AT-802, con capacidad de 3.100 litros. Esto es un problema, según De L’Herbe: “La aeronave en sí misma no apaga el incendio, pero lo que hace es disminuir la velocidad e intensidad del frente de avance. Así se construyen condiciones de mayor seguridad para las brigadas terrestres”, explicó.

Finalmente, una cuarta advertencia que hizo el consultor en gestión de emergencias ante los diputados fue sobre la importancia de la ayuda internacional. Aseguró que es clave la facilitación logística entre los gobiernos y el arriendo de más maquinaria para combatir este tipo de siniestros.

Por qué no fue escuchado? el experto dijo que existe mucha resistencia a los nuevos paradigmas culturales en esta materia: “yo informé sobre mi opinión en una temporada particular, yo había dado mi opinión en las capacidad aéreas desde 2012. Pero yo creo que es por la resistencia al cambio. Además, han habido dos administraciones diferentes en Conaf y Onemi, y sigue la resistencia que es muy fuerte, yo creo que es mejor mantener un espacio de confort y un directivo al hacer tanto cambio no es cómodo”, acotó.

A Michel De L’Herbe le costó bastante darse a conocer y presentar su propuesta de gestión de emergencias: “para darme a conocer di charlas y capacitaciones en forma gratuita. Lo más divertido es que en Estados Unidos cuando comento lo que hago ellos me entienden, pero en Chile hay que explicarlo, dijo.

Para el especialista, la relación estrecha que existe entre emergencias y poder es una de las primeras cosas que aprendió en su paso por la academia de Virginia: “en mi formación me llamó mucho la atención la doctrina y cómo esta busca replantear el poder absoluto, cuando llego a Chile, las autoridades cuentan con un poder absoluto y es bastante complejo ya que uno debe decidir si ayudo o no. Además, a esto se suma un vínculo con la exposición mediática, la cual te permite una exposición y una tentación muy grande (…) Al no tener un sistema normado bajo competencia, los egos y el poder se transforman, y el ejemplo más claro es que el sistema nuestro tiene 40 años de atraso, no se han hecho modificaciones”, recalcó.

La mirada que tiene De L’Herbe sobre los posibles cambios sobre en los futuros directores pudiesen tener una mirada más de Estado y no coyuntural, que administre el daño y que se anticipe a los siniestros. Su opinión sobre el “Cartel del fuego” y su vínculo con nuestro país, dijo que “yo lo único que puedo constatar es que ha habido resistencia en aumentar el combate aéreo, y lo que necesitamos es ampliar de 4.000 a 6.000 litros, pero hasta el día de hoy es una resistencia y se vio durante esta crisis”, concluyó.

Volver a escuchar la entrevista: viernes 17 febrero.