FOTO:MARIO DAVILA/AGENCIAUNO

En la actualidad más de 10 mil personas participan en sus actividades mensuales a nivel nacional. Poseen representatividad en 16 ciudades del país, de Arica a Concepción, y se toman las calles de esos lugares cada primer martes de mes, y a lo menos un 30 por ciento de los participantes en esas actividades –cicletadas masivas- son nuevos integrantes.

Garrido señaló que Santiago necesita unos 1.400 kilómetros de ciclovías, de las que sólo hay 200 – y 70 más el próximo año-, lo que claramente es insuficiente para la demanda real.

Están conscientes de lo que hacen sus asociados en el día a día y reconocen los errores que cometen – y tratan de remediarlos – por eso son “bicicletudos” y no simples ciclistas.

Tienen un archienemigo, que es el IMoSFre (Imperio Motorizado Sin Frenos), y buscan que tanto peatones, como automovilistas sepan compartir el limitado espacio de las ciudades, sobre todo en Santiago, donde actualmente hay alrededor de dos millones de automóviles que sólo satisfacen los viajes del 30 por ciento de la población.

Algo que tienen claro los “Furiosos Ciclistas”, y que los retrata como ciudadanos de tomo y lomo, es que en la relación con las autoridades es directa y sin eufemismos, el vocero MFC dice que son funcionarios que deben satisfacer las necesidades de los ciudadanos, y por eso “trabajan con ellos cuando se puede y resisten cuando se debe”.

Según César Garrido, hay que atreverse a usar la bici porque es algo maravilloso, pero hay que pedalear con casco y luces para ser felices.

Vuelve a escuchar la entrevista: viernes 6 de febrero.