15 criterios emanados de diversas organizaciones ciudadanas sobre el mejoramiento de la educación técnica profesional, estudio realizado por la Fundación “Educación 2020, fueron entregados a la ministra de Educación Adriana Delpiano. Por ello, el cientista político Patricio Carrasco, conversó con Citoyens 102.5 FM, para referirse a dichas indicaciones ciudadanas que van encaminadas a instalar en el sitial que merece la educación terciaria en el Chile actual.

La Fundación desarrolló un trabajo en conjunto con diferentes comunidades políticas, sociales e institucionales, quienes durante una consulta ciudadana dejaron una serie de reflexiones y propuestas tendientes a mejoras sustanciales del tema de la educación técnica.

“En Chile hay 3 universitarios por cada un técnico, esto se debe porque no se ha reflexionado sobre esta área. Un 48 por ciento de los matriculados están en CFT e IP, a diferencia 52 por ciento que hay en las Universidades. La cantidad de estudiantes que agrupa a los técnicos son enormes y como país, sin políticas públicas para ellos estamos haciendo un daño. Tanto es así que solo un 38 por ciento de las instituciones técnicas son acreditadas, el resto no están regularizadas. Gran parte de ellas están dentro del lucro. Hay que generar conciencia social de valoración en ello”, señaló Carrasco.

El problema se genera desde el Ejecutivo ya que informes de la misma fundación indican que el Estado solo gasta un 22 por ciento en educación para los Centros de Formación Técnica (CFT) y los Institutos Profesionales (IP), el resto se va a las universidades. A través de éste ejemplo podemos ver que la desigualdad parte desde la cartera educacional de educación.

“El problema se deriva de la matriz social, en los años 60 y 70 el Estado se hacía cargo de ésta área pero la potenciaba, ahora se mercantiliza. En los CFT y los IP no sabemos cuántas carreras tienen mercado laboral, al igual que los liceos técnicos”, afirmó el Cientista Político.

Según algunas de las 15 medidas entregadas por “Educación 2020”, en ellas se plantean algunos resultados alarmantes entregados por el SIMCE, como por ejemplo que el 70 por ciento de los estudiantes no comprende los aprendizajes. “Nuestros estudiantes no están desarrollándose como personas, no están teniendo los contenidos básicos para desarrollarse como trabajadores según los empresarios. Pero no hay que dejar afuera a los estudiantes de los CFT y los IP, ya que están en la misma situación según sus propias investigaciones, con respecto al manejo de las habilidades blandas”.

Para Carrasco, otra arista importante que arrojó la consulta ciudadana es en relación a la opinión del empresariado, el 80 por ciento de los empresarios dicen que sus trabajadores tienen sus habilidades blandas por debajo de la media.

Al ser consultado que si los CFT estatales deberían regular mejor esta área en lo que respecta al mejoramiento de la calidad y entregar buenos conocimientos? La respuesta fue en dirección a que es mejor cambiar el modelo educativo, es decir, “generar un modelo distinto de aprendizaje, porque hace muchos años que no se renueva, lleva más de 50 años, hay que remover el piso de los CFT y los IP. En educación 2020, proponemos – señala Carrasco – redes de tutoría para revolucionar el aprendizaje con el autoconocimiento”.

Otros de los datos aportados por el encuentro ciudadano es la crítica que se hace sobre los facilitadores de esta área, ya que 5 de cada 10 docentes de la educación técnica no tienen formación pedagógica. Pero esto se cruza con las bajas de remuneraciones en docencia que tienen los CFT e IP, y la poca o nula oportunidad de capacitación que estas instituciones ofrecen a sus relatores. En el proyecto “Mejora la Técnica” se propone valorar el rol del docente, este es un problema que genera mucho ruido al no tener profesionales capacitados en pedagogía y didáctica: “piden que los profesionales se capaciten en dichas áreas y ¿a qué hora se capacitan a los docentes?”, según el cientista político.

“Educación 2020” a través de su proyecto, hace una invitación a participar en su sitio web para que los ciudadanos voten por la mejor propuesta y así dejar en claro qué es lo queremos para nuestra educación técnica, por ejemplo potenciar su rol, su impacto al desarrollo y así poder determinar qué tipo de técnicos queremos para Chile.

Vuelve a escuchar la entrevista: viernes 13 de mayo.