Con el objeto de mejorar los tiempos de traslados en el Transantiago, el Gobierno Regional Metropolitano convocó a un concurso internacional para la transformación urbana de la Alameda hasta Tobalaba, y el equipo ganador del proyecto fue: Lyon-Bosch Arquitectos, cuya propuesta muestra una imagen unitaria y coherente al tramo, escala e identidad metropolitana a todo el eje, al mismo tiempo que el proyecto reconoce particularidades urbanas de los distintos sectores.

Para profundizar sobre la consulta ciudadana que se realizará sobre la “Nueva Alameda Providencia”, Citoyens 102.5 FM, conversó con la Directora de la «Fundación Casa de la Paz», María Eliana Arntz, ONG a cargo de recibir las propuestas e inquietudes ciudadanas.

El «Plan de Participación Ciudadana» fue diseñado en una mesa de trabajo integrada por representantes de la Fundación Casa de la Paz, del Gobierno Regional Metropolitano de Santiago, de las municipalidades de Lo Prado, Estación Central, Santiago y Providencia, del directorio de Transporte Público Metropolitano, DTPM, de la Subsecretaría de Transportes y del Servicio Nacional de la Discapacidad.

Por primera vez el ciudadano será parte fundamental para el desarrollo del cambio urbanístico de la ciudad, y que será uno de los elementos claves de este proyecto. El proceso de participación popular permitirá que los requerimientos ciudadanos sean un insumo para el diseño del eje, es decir, la ciudadanía podrá incidir en la propuesta final.

Para ello, se realizó una convocatoria a instituciones que pudiesen cumplir con la función de facilitadores entre la ciudadanía y el diseño ganador, y en esta ocasión Fundación “Casa de la Paz” – ONG más antigua del país – se adjudicó este trabajo y será la encargada de recibir las consultas e ideas para identificar cómo los vecinos ven su ciudad y qué les gustaría cambiar, para así lograr la legitimidad del diseño urbano entre instituciones y ciudadanos.

“En paralelo a la convocatoria del diseño del proyecto, convocaron a instituciones que pudieran ser de facilitadores y ganamos, estamos para ser mediadores, para que distintos grupos de interés puedan generar una conversación, plantear diversos puntos de vistas, ponerse en lugar del otro, tales como: ciclistas , taxistas, peatones , vecinos con capacidades diferentes. Lo que tenemos hasta el momento como base es un perfil muy general del proyecto, pero no hay un diseño concreto aún, el diseño metodológico es primero, la participación ciudadana es para hacer el diseño real”, según María Eliana Arntz.

Los objetivos principales que deberán desarrollar estas consultas ciudadanas están definidos a través de la entrega de información clara, completa y significativa, para que residentes y usuarios tengan la oportunidad para participar. Los ideas puedan ser consideradas en el diseño final y se comunicarán de qué forma fueron incorporados los aportes ciudadanos en el diseño final, aclaró la Directora de la Casa de la Paz.

El punto más importante en el diseño de este proyecto está enfocado en las vías segregadas para el TranSantiago, eso significa mejorar la calidad de viaje, que esta intervención no genere un impacto urbano que destruya la ciudad y lo más importante, diseñar un espacio amable. En tanto en Plaza Baquedano hay una propuesta que la ciudadanía ha visto en imágenes virtuales, donde se aprecia un espacio de plaza pública para reuniones o convocatorias.

“Una de las opciones es soterrar las vías, los vecinos del sector presentaron varias alternativas, soterrar para no perder el espacio físico. Las personas deben entender que el espacio es limitado, nuestra obligación como ciudadanos es pensar en una ciudad donde cabemos todos”, planteó María Eliana Arntz.

Los ciudadanos que deseen participar en la consulta pueden entrar al sitio web: www.nuevaalamedaprovidencia.cl donde encontrarán un cuestionario con preguntas directas. Además, hay un espacio abierto para proponer cómo quieren ver las ciclovías, paraderos, vías exclusivas, veredas y mobiliario urbano. También, se instalarán “Casas Abiertas” para entregar información directa a quienes así lo requieran, éstas locaciones serán ubicadas a lo largo de la Alameda por etapas, lo fundamental es que el ciudadano debe acercarse a estas instalaciones para aportar con su opinión, dijo la encargada de la consulta ciudadana.

“Hay tres ministerios: Transportes, Vivienda, Obras Públicas, municipios, Intendencia, Metro y EFE (Ferrocarriles). Miramos desde fuera, estamos viendo una coordinación institucional para realizar un proyecto y es primera vez que se consulta a quienes son los protagonistas de esto, los ciudadanos”, argumentó María Eliana Arntz .

La consulta ciudadana dura hasta el mes de agosto, ya que necesitan condensar los aportes ciudadanos y entregarle a la empresa ganadora del proyecto, la documentación para su diseño final. Al término de la consulta, se volverá al diálogo con los vecinos para explicar de qué manera fueron consideradas sus opiniones y por qué se marginaron otras iniciativas. El proyecto estaría en etapa de construcción a partir del año 2017.

Vuelve a escuchar la entrevista: viernes 15 de abril.