Hoy la ciudadanía necesita un “buen vivir”, busca la manera de poder compartir más y de mejor manera con su entorno humano. Construir en comunidad no es fácil, pero es posible cuando existe la actitud y la voluntad. Para saber más sobre este tema, Citoyens 102.5 FM conversó con Renzo Oviedo y Humberto Abarca, Directores de ArtEduca y su ‘Escuela de Verano’, respectivamente, un espacio de reflexión donde se abordan temas del trabajo educativo y social a través del arte.

ArtEduca es una Corporación sin fines de lucro y está conformada por un equipo de profesionales de diferentes áreas de las ciencias sociales y artísticas, que se reunieron para lograr un sueño y un deseo en común, que es “cambiar el mundo”.

Este 17, 18 y 19 de enero se realizó la segunda versión de la ‘Escuela de Verano’, con el ‘Curso introductorio de Metodologías Participativas para el Buen Vivir’. Según sus organizadores es un espacio formativo donde las y los participantes pudieron conocer y experimentar las metodologías participativas desde un enfoque lúdico denominado: ‘epistemologías del Sur’, es decir, intercambio de saberes, construcción colectiva del conocimiento, praxis para la transformación social, entre otros contenidos de orientación cultural.

Sus directores comentaron que dicha ‘Escuela de Verano’ se constituye en un lugar donde ocurren experiencias personales y se materializan en aproximaciones a metodologías participativas para el trabajo comunitario.

También, es un lugar común donde se articula la ciencia y el arte, a través de una metodología vivencial y bajo los conceptos de la emancipación, autogestión, creatividad y recuperación del buen vivir desarrollado con las comunidades. “Nos damos permiso para cometer errores, estos errores nos permite mejorar, conocer otras experiencias y dispositivos que nos ayudan a experimentar. Todos somos distintosdijo Humberto Abarca.

Para Renzo Oviedo el participar de esta escuela implicó incorporarse a una comunidad de aprendizaje al servicio de promover procesos de autonomía comunitaria. Y su vez la formación de mejores personas. “Día a día la sociedad necesita un cambio. ¿Cómo comenzamos el cambio?. A través del encuentro de consigo mismo y con el resto. La escucha activa es una herramienta, un elemento fundamental”, señalaron.

Al cumplir 18 años, recientemente, esta corporación, a la cabeza de la actriz María Elena Duvauchelle, busca cumplir su sueño de proponer cambios en la sociedad, “para ello ayudamos a construir liderazgos de manera comunitaria y la construcción de la dignidad de las personas. Trabajamos en rescatar los saberes que traen las personas, para la construcción de este buen vivir. Se apuesta a la confianza y en las propias capacidades de las personas”, explicó Abarca.

La autogestión, la memoria de la ciudad y la autoconstrucción son parte de los contenidos vivos que permiten trabajar en comunidad. Este proceso del buen vivir se realiza en un espacio con lenguajes sencillos y directos, vale decir, “no academicista”, expresó el director de la Escuela de verano de ArtEduca.

A través del juego se ponen en valor estos saberes, la conformación de la comunidad de aprendizaje con expresiones del cuerpo y la emoción, luego se realizan módulos temáticos tales como la socio-praxis, pedagogía del encuentro, la memoria popular, para reflexionar finalmente y estimular nuevos espacios de creatividad.

En la historia de casi dos décadas, ArtEduca rompe el modelo clásico de educación y aprendizajes poniendo en el centro de la atención al discípulo, donde “el protagonista no es el profesor – en este caso – sino que el protagonista es el participante, donde el saber de aquel es el que nos permite co-construir este espacio de aprendizaje”, para distinguir un conocimiento compartido en saberes colectivos.
Mayores informaciones: escuelaarteduca@gmail.com

Volver a escuchar la entrevista: viernes 11 de enero.