2018 es un año especial para la memoria ciudadana del país. Un período de cambios políticos, sociales y religiosos que generaron un sismo de mayor intensidad en Chile, pero también en América Latina, al instalarse un discurso neoconservador en materias valóricas y de extremo liberal en el aspecto económico, como lo ocurrido con el ‘ABC’ latinoamericano: Argentina, Brasil y Chile.

En nuestro país ya están instalándose las bancadas evangélicas y agrupaciones ‘Pro-Vida’. Un claro ejemplo fue el polémico bus que protestaba contra la libertad de género en niños y niñas. Para hacer un rápido resumen del año que dejamos, Citoyens 102.5 FM, invitó a Alejandra Placencia, Concejala por Ñuñoa y Profesora de Estado, y Felipe ‘Pipo’ Richmond, Cientista Político y Magíster en Comunicación Política.

El balance anual es tibiamente claro. Se instalaron en la región gobiernos neoliberales y ultraconservadores, con cierta tendencia a la xenofobia. Una de las razones, tal vez sea porque las administraciones progresistas y de izquierda no dieron respuesta a muchas de las necesidades que los ciudadanos y ciudadanas pedían a grito pelado. La calle se hizo el escenario perfecto para ello.

¿Hay una luz al final del túnel? Hasta el momento no se visualiza un proyecto político que permita convocar a diferentes actores para la transformación de escenarios. “Los que estamos haciendo política desde lo local lo vemos, y tenemos poco tiempo para hacer cambios”, afirmó la Concejala Placencia. En tanto, Richmond fue claro en señalar que “la socialdemocracia no ha sabido satisfacer la demanda social y en América Latina ya se ha instalado la corrupción, por ejemplo, en Brasil”. También, en el caso de Perú aparece la corrupción en sus últimos cuatro gobiernos, lo que ha significado que cuatro ex-presidentes estén siendo investigados judicialmente.

En la vitrina mediática podemos apreciar cada día, que más y más ciudadanos y ciudadanas han tenido que salir a las calles a pedir que renuncien las autoridades. Respecto del gobierno de Michelle Bachelet, la concejala por Ñuñoa cree que, “lo que se ofreció tenía una buena perspectiva, se hubiese podido aplicar bien en otros cuatro años de gobierno, y se podría haber visto el impacto en las familias. Pero lo que transmitieron los medios de comunicación fue todo lo contrario” – dijo.

La última encuesta CEP (octubre-noviembre 2018), fue clara en señalar que la ciudadanía desconfía del Estado y de su eficiencia en la administración de recursos, un discurso instalado por la derecha a través del comodato en sus medios de comunicación y redes sociales.

Al parecer la ciudadanía lo creyó así, gracias a las promesas de campaña de la actual administración, cuyo eslogan de ‘Tiempos Mejores’ está basado en cuatro ejes: libertad, justicia, progreso y solidaridad. Pero la pregunta de nuestros invitados fue ¿y para quienes es la libertad, la justicia, el progreso y la solidaridad?

La profesora de Filosofía no cree que en Chile seamos todos iguales, “porque hay otros que son más iguales que otros”, por ejemplo, aquellas mujeres que sí pueden hace valer la ley de aborto en tres causales y otras que simplemente se les niega ese derecho. Cita el caso de Osorno donde todos los médicos son objetores de conciencia, agregó.

Otro hito del 2018, son las cifras alarmantes del aumento del contagio por VIH-SIDA, y que suman más de 7.000 pacientes entre adolescentes y jóvenes. El cientista social, fue enfático en señalar que esto sucede porque no tenemos una política de Estado clara, “no se ha abordado como un tema de salud pública. El presidente Piñera dice que es un tema exclusivo de los padres, pero es el Estado el que debe cumplir su rol, es un tema que debe ser compartido”- recalcó.

Finalmente, frente al conflicto en la Araucanía y el asesinato de Camilo Catrillanca, estos hechos han sido un duro golpe al gobierno, especialmente porque se puso en tela de juicio la subordinación de Carabineros a la autoridad civil, representada por el ministro del Interior, Andrés Chadwick, y el Presidente de la República.

¿Qué se espera para el 2019?
Para Alejandra Placencia, es importante hacer un reagrupamiento de las fuerzas progresistas de izquierda para así evitar el crecimiento de una derecha extrema, y eso se hace con acciones que impacten concretamente en la ciudadanía. En tanto, para Felipe Richmond, este joven cientista cree que, a partir de marzo, sí la situación se mantiene o se agudiza, rebrotarán las manifestaciones sociales, especialmente en los trabajadores.

Volver a escuchar la entrevista: viernes 4 de enero.